En los últimos consejos hemos aprendido las técnicas habituales de colocación de baldosas cerámicas. En el consejo de hoy, nos centraremos en la técnica del doble encolado. Esta técnica se debe utilizar en revestimientos y pavimentos exteriores, para colocación de baldosas de formato superior a 35x35cm o con relieves pronunciados en el reverso y en pavimentos interiores sometidos a importantes cargas dinámicas y estáticas. Para aplicarlo se deben seguir las siguientes recomendaciones:

1.El adhesivo se extenderá sobre la superficie de colocación y se peinará con llana dentada tal como se explicó para la colocación por simple encolado.

2.Adicionalmente, se extenderá el adhesivo por el reverso de la baldosa con la paleta o paletín, o lado recto de la llana formando una fina película de adhesivo que cubra toda la superficie.

3.El espesor final del adhesivo no debe exceder el espesor máximo recomendado.

4.De este modo, conseguiremos que el 100% de la superficie de la baldosa esté correctamente humectada y garantizaremos la adherencia y durabilidad adecuadas.

5.Las baldosas cerámicas se colocan antes de la formación de una película seca en la superficie del adhesivo.

Ten en cuenta que, siempre que realices reformas en tu hogar es recomendable contar con el asesoramiento de un colocador profesional.